Año: 8
Número: 50

Murió Leopoldo Jacinto Luque, una gloria del fútbol argentino

Murió Leopoldo Jacinto Luque, una gloria del fútbol argentino

Tenía 71 años y batalló contra el coronavirus. Un repaso por la vida de uno de los grandes delanteros de la historia, campeón del mundo en el Mundial de 1978.

 

Murió Leopoldo Jacinto Luque, una gloria del fútbol argentino

Por: NA

El fútbol argentino sufrió una nueva pérdida. Leopoldo Jacinto Luque, exdelantero y campeón de la Copa del Mundo en 1978, falleció por coronavirus tras agravarse su cuadro de salud en las últimas horas. Tenía 71 años y estaba internado en terapia intensiva en la Clínica de Cuyo de Mendoza.

El santafecino, que hizo cuatro goles en el Mundial del 78 – con César Luis Menotti como DT- presentó los primeros síntomas el 25 de diciembre, en plena Navidad, aunque fue diagnosticado “Positivo” cuatro días después.

Según informó Los Andes, el exfutbolista no presentó complicaciones durante los primeros días, pero en las últimas horas había manifestado una saturación de oxígeno. El también ex DT de Unión de Santa Fe entre 1986-1987 (su primer equipo) había sufrido una obstrucción pulmonar por lo que era considerado paciente de riesgo.

Luque nació en Santa Fe el 3 de mayo de 1949 y hacía 30 años que se había radicado en Mendoza. Fue una pieza clave del seleccionado argentino dirigido por Menotti que salió campeón del mundo en 1978. Entre otros clubes, jugó en Unión de Santa Fe, Rosario Central, River, Racing y Chacarita. Su trayectoria como entrenador estuvo lejos de alcanzar el nivel que tuvo como futbolista y dirigió en Unión, Central Córdoba, Belgrano, Deportivo Maipú, Gimnasia y Esgrima de Mendoza, Independiente Rivadavia y Argentino de Mendoza.

Su trayectoria con el Seleccionado

  • Jugó 45 partidos, convirtiendo 22 goles.
  • En 1975 quedó como uno de los máximos goleadores de la Copa América al marcar cuatro goles junto al colombiano José Ernesto Díaz.
  • Fue uno de los símbolos de la selección dirigida por César Luis Menotti a finales de la década del setenta, consiguiendo la Copa Mundial de Fútbol de 1978.
  • Gracias a sus cuatro goles (le hizo uno a Hungría, uno a Francia y dos a Perú en el Mundial del 78), terminó cuarto en la tabla general de goleadores detrás de Mario Kempes (Bota de Oro con seis goles), del peruano Teófilo Cubillas (cinco) y del neerlandés Rob Rensenbrink (cinco), y junto al austriaco Hans Krankl.

En una entrevista que Luque le dio Al Gráfico en 2017reveló algunos detalles sobre el fútbol de los setenta. También se refirió a su nombre y sus humildes orígenes. Sus padres se privaban de muchas cosas para poder comprarle un par de botines y para que pueda pagar los boletos de colectivo para ir a entrenar. Por eso, trabajó cosechando frutas y verduras en la quinta de un amigo de su papá, donde le pagaban por cajón.

“Mi papá se llamaba Leopoldo Jacinto. ¿Viste que antes se acostumbraba que el hijo repitiera un nombre del padre? Bueno, mi mamá dijo ´¡los dos!`. Siempre me presenté como Leopoldo Luque. El Jacinto nunca me gustó demasiado, aunque es el nombre de una flor. A mis cinco hermanos les pusieron nombres comunes, no sé qué pasó conmigo”, bromeó en aquella ocasión. Allí también develó por qué en el mundo del fútbol lo apodaron `El Pulpo´: “Me lo puso el Negro Gallego. Siempre usaba mucho los brazos para cubrir la pelota, entonces quedó `este es un pulpo´”.

Hincha de Unión de Santa Fe y admirador de River Plate, reveló que de joven le gustaban mucho Artime, Onega y Lallana, pero que con el paso del tiempo se hizo fan de Johan Cruyff: “Veía el Mundial 74 por televisión, estaba en la B con Unión y hacía cuentas y pensaba si en el siguiente podría tener la chance”, dijo


MÁS NOTICIAS